5 señales que indican que es momento de estudiar un magíster

 No hay comentarios
estudiar_un_magister

Estudiar un magíster requiere un importante esfuerzo a nivel económico y personal, no obstante, según diversos expertos en la materia, proporciona grandes beneficios de formación y empleabilidad.

Paolo Herrera, secretario académico de la UNAB, cuenta que tomó la decisión de hacer un magíster en Ingeniería Industrial para poder acceder a mejores expectativas laborales. Según él, esto le permitió tener más opciones, desarrollarse más y profundizar en su especialidad.

“Ahora tengo un trabajo mejor que el que tenía antes”, señala.

Por su parte, Valentina Lobos, gerente de administración y operaciones de Emaserv SpA, comenta que haber hecho un MBA le ayudó a tener un perfil más atractivo en el ámbito profesional.

“Vivimos en un mundo altamente dinámico en el cual se valora la mejora continua en los profesionales”, indica la exalumna de la Universidad Técnica Federico Santa María.

Paolo y Valentina no son los únicos en señalar en un posgrado es un aporte. Claudio Santander, presidente ejecutivo de la isapre masvida, dice que, dadas las complejidades del mercado, cualquier persona que va a tomar un cargo directivo de cualquier naturaleza, indistintamente de la profesión, debería apostar por actualizarse.

“La recomendación es para las personas jóvenes y para las no tan jóvenes. Yo hice mi MBA cuando tenía más de 55 años, así que yo creo que no importa la edad”, expresa el exalumno de la Universidad de Chile.

¿Cuándo es el mejor momento?

Si bien nadie duda de los beneficios de la actualización profesional, un aspecto importante es saber determinar cuál es el mejor momento para estudiar un posgrado.

En el caso de los magíster, hay una guía que puede indicarte si es el momento idóneo:

  • Hace cierto tiempo terminaste tu Licenciatura, tienes cierta experiencia y quieres impulsar tu carrera.
  • Tienes definida el área de tu profesión en la que quieres especializarte y las habilidades que necesitas adquirir para lograrlo.
  • Buscas obtener un puesto de mayor jerarquía y responsabilidad en tu empresa, o buscas un trabajo más acorde a tus objetivos personales.
  • Tienes un ingreso fijo o ahorros que puedan permitirte pagar tus estudios o acceder a un financiamiento.
  • Estás preparado para dedicar algunas horas a la semana a tus estudios.
 No hay comentarios
Déjanos tu comentario
*Campos requeridos